¿Por qué preferir las ampolletas de ahorro de energía en el hogar?

¿Por qué preferir las ampolletas de ahorro de energía en el hogar?

Dentro de los beneficios es que pese a que tienen un costo más elevado, su duración es más prolongada, iluminan lo mismo que una ampolleta normal, son ecológicas porque son más duraderas y solamente utilizan el 90% de energía para generar la energía versus el otro tipo de ampolleta que utiliza sólo el 10% y el resto en generar calor.

 ¿Qué luz utilizar, cálida o fría?

 Al minuto de escoger qué luz va a iluminar nuestros espacios, debemos pensar en qué características o ambientes queremos transmitir. Para espacios más acogedores como livings, comedor, dormitorios siempre es bueno utilizar luz de tipo cálido o amarilla. Se aconseja utilizar ampolletas eficientes de 25 watts asegurándonos de iluminar estos espacios como una ampolleta tradicional de 100 watts.

 Para espacios más funcionales como cocina, baños, es mejor la utilización de luz del tipo frío o blanca, porque dura y permite ver imperfecciones o suciedad que permitirán facilitar la limpieza.

 Para aquellos lugares que necesitan tener luz durante varias horas como las entradas de una casa o balcón, es ideal utilizar ampolletas eficientes de 5.8 a 11 watts. Éstas tardan alrededor de 10 minutos en alcanzar toda su iluminación y potencia.

 Si tiene dentro de la casa algún escritorio y se necesita mucha luz, se recomiendan las ampolletas de 20 o 25 watts en tonos cálidos que permiten pasar muchas horas en este lugar.

Se recomienda también poner atención a la eficiencia energética de las ampolletas. Van de la A a la G siendo esta última la menos eficiente. También es bueno revisar las horas que esta ampolleta puede estar encendida para conocer su vida útil. 

Imagen de David Pacey    

¿Te gustó?
Te invitamos a compartirlo en redes sociales